lunes, 25 de febrero de 2013

Cirugía de columna mínimamente invasiva

Las técnicas mínimamente invasivas nos permiten minimizar la agresión quirúrgica, disminuir el dolor postoperatorio y acortar las estancias de ingreso tras la cirugía. Las hernias de disco, las fusiones vertebrales y el tratamiento de las fracturas toracolumbares son ejemplos de patologías que se pueden beneficiar de la cirugia mínimamente invasiva.
www.traumarioja.es






1 comentario:

  1. Francamente muy interesante el artículo.

    ResponderEliminar